Deportes

Se adueña de la loma

Dinelson Lamet, exjuador de Chihuahuas, se perfila para ser el más dominante en la rotación de los Padres de cara a la temporada 2021 de la MLB

Cortesía San Diego Padres

Eduardo Morán / El Diario

martes, 16 febrero 2021 | 06:00

El pitcher dominicano Dinelson Lamet, exlanzador de los Chihuahuas de El Paso, se perfila para ser el más dominante en la rotación de los Padres de cara a la temporada 2021 de las Grandes Ligas, incluso con la incorporación de los serpentineros Blake Snell y Yu Darvish.

En esta temporada baja, la novena californiana ha renovado su plantilla con la inclusión de un trío de abridores de renombre y dos armas ofensivas versátiles.

Con los entrenamientos de primavera a la vista, una de las preguntas que surge al interior de los Padres es cómo se encuentra el estado de salud de Lamet, ya que eso podría definir la temporada de San Diego, según algunos analistas.

Lamet fue un as certificado en el 2020, registró una efectividad de 2.09 en carreras limpias y terminó cuarto en la votación del Premio Cy Young de la Liga Nacional. Se perdió la postemporada por una lesión en el codo, pero incluso en  un equipo que se hizo de los servicios de Snell y Darvish, Lamet está proyectado para ser el más dominante del grupo.

Algunos han visto la decisión de los Padres de agregar a Snell y Darvish como una concesión de que el equipo no es optimista con respecto a Lamet. Otros creen eso no es exactamente cierto.

San Diego sabe tanto acerca de Lamet como hace cinco meses. El ex Chihuahua e perdió la postemporada debido a una lesión en el área del codo/bíceps derecho. Recibió una inyección de plasma rico en plaquetas en octubre y los Padres tienen la esperanza de que no necesite cirugía, pero reconocen en privado que no lo sabrán con certeza hasta que regrese a la acción del juego.

Al negociar a Snell y Darvish, los Padres se han cubierto bastante en caso de que el codo de Lamet vuelva a lesionarse. Pero si está sano, y de sus entrenamientos de pretemporada no hay indicios de lo contrario, los Padres podrían tener la rotación más temible en las Mayores (sí, eso incluye a los Dodgers).

Con los Chihuahuas, Lamet vio acción en algunos periodos de tres temporadas. En el 2016 jugó dos partidos con cero triunfos y dos derrotas y un ERA de 4.22 en 10 entradas y dos tercios de labor. Un año después vistió en ocho partidos la franela de El Paso, lanzó 39 entradas completas, ganó tres partidos y perdió dos. En el 2019 estuvo tres juegos con los paseños, ganó uno y no perdió en 15 innings lanzados.