Economía

Tiene peso peor semestre desde 2002

De enero a junio, la moneda nacional se depreció con fuerza en medio de los efectos de la pandemia en la economía

Ernesto Sarabia
Agencia Reforma

martes, 30 junio 2020 | 17:55

Ciudad de México— De enero a junio, el peso se depreció con fuerza en medio de las medidas para contener al Covid-19, los efectos de la pandemia en la economía y los apoyos para enfrentar la crisis.

Hoy, el dólar bajó 13 centavos la menudeo, a 23.36 pesos a la venta y 22.39 a la compra en Citibanamex.

Así, pese a que en la sesión el dólar cedió, en el primer semestre del año ganó 4.20 pesos, lo que se tradujo en el peor resultado para la moneda nacional desde el 2002, para un periodo similar.

Al mayoreo, la divisa estadounidense cotiza a 22.9570 pesos, 15.40 centavos menos que ayer. Mientras que en el semestre ganó 4.07 pesos, su mayor avance desde 1983.

Sin embargo, en el balance del segundo trimestre de 2020, el dólar descendió 73 centavos, lo que dio al peso su mejor desempeño desde el tercer trimestre de 2008, cuando estalló la crisis financiera global, luego de que el 15 de septiembre de ese año Lehman Brothers se declaró en quiebra.

En dicho periodo, pero al mayoreo, la divisa estadounidense cedió 84.10 centavos en su precio.

Cabe mencionar que sólo durante junio, el peso cedió 80 centavos al dólar de menudeo y 73 al de mayoreo, al deteriorarse las perspectivas económicas local y global, lo que ocurrió a la par de aumentos de casos de Covid-19.

Este último trimestre estuvo marcado por el impacto severo del coronavirus a las economías occidentales en abril, lo que obligó a la mayoría de los países a implementar medidas de confinamiento para atenuar el número de muertes, recordó Gabriela Siller, directora de Análisis Económico-Financiero de Banco Base.

Destacó que la mayoría de los países iniciaron medidas de política económica expansiva con el objetivo de propiciar una rápida recuperación económica.

Siller opinó que, en México, sorprendió la negativa a las medidas de política fiscal contra cíclicas, pues el 5 de abril, el Presidente Andrés Manuel López Obrador dio a conocer un plan de reactivación basado en una reorientación del gasto público y créditos de 25 mil pesos a micro, pequeñas y medianas empresas que no hubiesen recortado personal.

También hubo otros factores que acentuaron la percepción de riesgo sobre el País, entre los que está que el 22 de abril se presentó una iniciativa para modificar la Ley de los Sistemas de Ahorro para el Retiro.

Aunque inicialmente, Morena señaló que la iniciativa no era viable, durante junio resurgió el nerviosismo luego de que el Presidente habló sobre la importancia de reformar el sistema de ahorro para el retiro.

El 29 de abril, el Centro Nacional de Control de Energía (Cenace) presentó un acuerdo para impedir por plazo indefinido la entrada en operaciones de nuevas plantas de energía renovable en México, algo que desincentiva la inversión futura en el sector, una política se publicó en el Diario Oficial de la Federación el 15 de mayo.

En materia económica, el impacto del coronavirus sobre México ha sido severo desde marzo.

Por un lado, dijo Siller, en mayo se perdieron 344 mil 526 empleos formales de acuerdo con los datos del IMSS, acumulando una pérdida de 838 mil 272 en los primeros cinco meses del año, lo que contrasta con los 611 mil empleos perdidos en 1995 durante la recesión de ese año.

Además, el Banco de México recortó la tasa de interés de 6.5 a 5 por ciento en el trimestre, haciendo tres ajustes separados de 50 puntos base cada uno, mencionó la especialista.