El Paso

De tres países, víctimas de trágico choque en Paisano

De El Paso, Juárez y Guatemala los diez que viajaban en auto perseguido por Border Patrol

Ivanna Leos / El Diario de El Paso

sábado, 27 junio 2020 | 06:00

Poco a poco se revelan las identidades de las siete víctimas fatales de un accidente vial ocurrido el jueves por la madrugada en la Paisano, a la altura de la estación de ferrocarril.

En el vehículo, que era perseguido por la Patrulla Fronteriza, viajaban 10 personas, de tres nacionalidades distintas: norteamericanos, mexicanos y un guatemalteco.

A pesar del hermetismo de la Policía, familiares y amigos lograron identificar a dos víctimas mortales paseñas: Gustavo Cervantes y Jorge Manuel Acosta. 

La Policía de El Paso (EPPD) sólo dio a conocer las identidades de dos sobrevivientes del choque, ocurrido a las 2:15 am: el juarense Omar García Hernández, de 18 años y residente de Ciudad Juárez, así como Wilmur Gómez, un guatemalteco de 25 años. 

 EPPD señaló que un varón juarense, de 16 años, resultó lesionado pero vive.

El conductor fallecido, de 18 años, residía en El Paso, al igual que dos mujeres y otro hombre que también perdieron la vida. Murieron además un ciudadano mexicano, así como un hombre y una mujer de quien se desconocen más datos de manera oficial.

El accidente ocurrió cerca de la curva de la avenida West Paisano y San Antonio, una de las zonas viales más peligrosas de la ciudad.

Piden ayuda para funerales

A través de la página de recaudación de fondos ‘GoFundMe’, familiares de Gustavo Cervantes, pidieron a la comunidad el apoyo para lograr una meta de 5 mil dólares para cubrir sus arreglos funerarios.

“Nuestro amigo Gustavo falleció durante un trágico accidente automovilístico en El Paso. Su familia y amigos le piden que sea considerado y que nos ayude con todo lo que su corazón desee’, se lee en la campaña firmada por la Familia Cervantes.

También se solicitaron fondos para el funeral del paseño Jorge Manuel Acosta, quien era un padre adolescente que había dejado sus estudios del onceavo grado en Riverside High School para entrar a una escuela técnica.

“El jueves por la mañana, nuestra familia recibió la horrible noticia que nuestro amado se accidentó y perdió la vida”, dice April Ferniza, organizadora de la colecta.

Mónica Torres, quien es amiga cercana de ambos jóvenes, expresó su dolor a través de un escrito en que se despide de sus amigos ante el lamentable e inesperado incidente: “Mil lágrimas no los traerán de vuelta, pero me duele especialmente porque fueron los únicos que realmente me conocían tan bien. Parecían deshacerse de mis problemas tan fácilmente”, dijo Torres.

“Desearía que pudieran ver cuánta gente está sufriendo, pero yo sé que ellos vigilarán a todos sus seres queridos y los guiarán a ser mejores. No puedo y no podré agradecerle lo suficiente a Dios por su increíble amistad y por dejarme conocer almas tan bondadosas, amorosas y atentas por nuestros corazones”, añadió.

 Persecución, algo común 

La Patrulla Fronteriza dijo en un comunicado que la agencia está cooperando con la investigación policial y que la Oficina de Responsabilidad Profesional de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) también estaba revisando el accidente.

La Red Fronteriza por los Derechos Humanos (BNHR) expresó sus condolencias a las familias de las siete personas fallecidas y al mismo tiempo instó a la agencia federal a realizar una investigación rápida sobre las circunstancias que resultaron en este trágico incidente y la lesión de otras tres personas.

La organización indicó que la situación es ‘profundamente preocupante para BNHR’ como entidad de defensa de los derechos humanos, ya que los miembros de la comunidad inmigrante en El Paso han experimentado históricamente una persecución temeraria similar por parte de la Patrulla Fronteriza de los Estados Unidos.