El Paso

Transforman tradicional kermés franciscana

Continúa hoy la venta de comida

Roberto Carrillo / El Diario de El Paso

domingo, 06 septiembre 2020 | 06:00

La pandemia que ocasionó el nuevo coronavirus no fue impedimento para que los fieles desbordaran su entusiasmo en el tradicional Bazar 2020 del Seminario de San Antonio, de la orden franciscana, que a lo largo del fin de semana de Labor Day opera con una nueva modalidad.

Largas filas de vehículos se formaron a temprana hora del sábado para brindar apoyo a la orden de hermanos franciscanos, quienes a lo largo de 57 años han celebrado el colorido evento con el que cubren gran parte de los gastos de administración del seminario, el cual está ubicado en el 4601 de la calle Hastings de El Paso.

“Por razón de la pandemia, no podremos tener el bazar como cada año; pero todos podrán disfrutar de las ricas y ya tradicionales gorditas y enchiladas”, dijo Fray Asunción Xicoténcatl OFM.

“Sabemos que este bazar va a ser único, esperemos en Dios, ya que aunque la pandemia nos trajo cosas no tan positivas, aquí estamos en el Bazar 2020, gracias a Dios, y la producción de gorditas va avanzando”, afirmó Fray Asunción.

Mientras los vehículos se formaron al exterior del Seminario de San Antonio, en fila que se extendía en sus interiores, voluntarios y miembros de la orden coordinaban la bienvenida, al tomar la orden, cobrar con tarjeta de crédito o efectivo, así como la entrega de las gorditas al final de un circuito al interior del recinto.

El entusiasmo fue tal en el primero de los tres días del bazar, que a un par de horas de terminar la jornada más de mil órdenes ya se habían despachado, esto sin que los visitantes descendieran de sus vehículos, guardando medidas de seguridad y sana distancia.

“Gracias a Dios hemos tenido ya la visita de poco más de 900 vehículos que han estado circulando lo suficientemente rápido, a esta hora ya estamos muy organizados, y muy agradecidos con todos los que nos han apoyado directa o indirectamente, incluso con sus oraciones”, expresó con alegría el fraile Asunción, quien es originario de Tabasco, México.

Ataviado con su tradicional sotana café, el fraile Asunción portaba del mismo modo un cubrebocas azul, en un simbolismo que representa la devoción y fe que cunden en la comunidad fronteriza, y la adaptación frente a la crisis de salud ocasionada por el coronavirus.

“Les agradecemos de antemano a todos los que nos han apoyado hasta ahorita, y decirles que domingo y lunes abriremos a las 11 de la mañana y terminaremos a las 8 de la noche para que ustedes puedan disfrutar de las gorditas”, dijo el fraile.

“Hay que mencionar que en la Parroquia de San Francisco, que también atendemos los frailes, están de igual forma haciendo la venta de enchiladas, con los mismos horarios”, sostuvo.

San Francisco de Asís se ubica en el 5750 de la calle Doniphan, en el Oeste de El Paso.

Asimismo la orden franciscana comunicó por medio de Fray Asunción, que a partir del próximo domingo 13 de septiembre se celebrarán misas en la capilla del Seminario de San Antonio, a las 8 y 11 de la mañana, pero sólo con el 25 por ciento de su capacidad.

Para mayor información los interesados pueden consultar el sitio web stanthonysseminary.org, o en el número telefónico: (915) 566-2261.