Espectáculos

Perderán los dos

Aunque el juicio contra un tabloide británico tenía como fin limpiar su imagen, los pronósticos no son favorables para Depp ni para su ex

Agencias

miércoles, 29 julio 2020 | 19:42

Londres— La batalla legal de Johnny Depp parece haber tomado una eternidad, y apenas está comenzando. Su demanda de difamación contra el medio The Sun y su editorial NGN llegó ayer a a sus últimas instancias con ambas partes presentando sus testimonios finales para así determinar si el medio es culpable de difamación (después de publicar una nota en la que señalaba al actor como “golpeador de esposas”), o si existen las suficientes pruebas para determinar que Depp fue violento durante su relación con Amber Heard, lo cual exoneraría a NGN y le serviría bastante a la actriz en su próximo juicio contra el actor. 

Ayer por la mañana, Depp llegaba a la última jornada de su juicio contra el diario The Sun  en el alto tribunal de Londres y no estaba solo. A las puertas del juzgado le esperaban decenas de fans que le acogían entre aplausos, ositos de peluche, ramos de flores y mensajes de ánimo. 

Al atacar al tabloide The Sun, Johnny Depp quería proteger su reputación, pero las tres semanas de juicio, con revelaciones sobre su vida privada y su matrimonio con Amber Heard, podrían costarle caro, a ambos.

El juez Andrew Nicol tendrá que recabar todos los datos ofrecidos durante el caso y los testimonios finales para determinar quién es el “ganador” del juicio. Sin embargo, no se ha anunciado una fecha específica y se espera que sea dentro de “varias semanas”- Podría pasar un mes hasta que veamos un veredicto. 

Las audiencias diarias para determinar si el tabloide difamó al actor calificándole de marido violento revelaron todos los detalles oscuros de su relación.

Se habló de la adicción a las drogas de Johnny Depp, de las acusaciones de engañar a su mujer o incluso de los excrementos encontrados en la cama conyugal.

"Explicaron tantas cosas y lavaron su ropa sucia en público, tanto en sentido propio como figurado (...), que el mal ya está hecho", sea cual sea el veredicto, dice el experto en relaciones públicas Mark Borkowski.

Según Emily Cox, una abogada especializada en juicios por difamación, el actor hizo bien en llevar el caso ante la justicia.

Cox cree que las revelaciones sobre su consumo de droga son un mal menor porque "un actor que sufre de adicción está mejor considerado que un actor que pega a su mujer".

"Si Depp gana su juicio podría dar un nuevo impulso a su carrera y aumentar su popularidad, en tanto que persona injustamente acusada de violencia conyugal", apunta.

Mark Borkowski es más pesimista y cree que será difícil de "demostrar" realmente su inocencia y predice que el actor tendrá una "victoria pírrica". "Convirtió a Amber Heard en una mártir (...) Se ha convertido en un tótem de las luchas actuales, el emblema de los que sufren una relación abusiva".