Estado

No descartan problemas de recuperación financiera

Están venciendo los plazos de gracia para el pago de créditos bancarios en apoyo a los usuarios

Manuel Quezada
El Diario de Chihuahua

sábado, 12 septiembre 2020 | 15:35

Chihuahua, Chih.- El presidente del Centro Bancario del Estado de Chihuahua, Héctor Sada Márquez dijo ayer que, al vencer los plazos de gracia para el pago de créditos bancarios en apoyo a los usuarios, no se descarta algunos problemas de recuperación del financiamiento por la gente que perdió el trabajo, le disminuyeron el sueldo y jornada laboral.

Aseguró que las instituciones financieras están abiertas a escuchar a los acreditados para en caso de ser necesario, negociar una reestructura y formas de pago de sus créditos.

De acuerdo con cifras de la Asociación de Bancos de México, al cierre de junio pasado, se tenían alrededor de nueve millones de créditos bancarios que se adhirieron al programa de diferimiento de pagos desde cuatro a seis meses equivalentes a cerca del billón de pesos y a unos 64 mil millones de pesos en intereses diferidos.

Los datos de la ABM apuntan que unos 3.3 millones correspondían a tarjetas de créditos, otra cifra similar de financiamientos de la micro, pequeña y media empresas, así como de personas físicas con actividad empresarial.

Asimismo, se sumaron al programa 2.1 millones de créditos de consumo y 322 mil de financiamiento hipotecario.

Pese a la dificultad que pudiera haber entre algunos acreditados para retomar sus pagos, el presidente del CBECH consideró que no se tendría un serio problema en la cartera vencida, ya que hasta ahora va bien el reinicio de los pagos y no se ve mucha omisión.

Subrayó que, como quiera las instituciones están atentas a cualquier necesidad del cliente para ponerlo vigente con una reestructura de los clientes.

No obstante, dijo que saben bien que sí va a darse algunos problemas, especialmente con la gente que perdió su trabajo o le redujeron su sueldo.

Las instituciones bancarias están muy atentas con esos clientes para invitarlos a dialogar y ver posible salida a sus compromisos.

Héctor Sada dijo que si bien es cierto que se tendrá que hacer frente al pago de los intereses y suerte principal de los créditos que se difirieron, no se cobrará todo en una sola emisión.

Informó que hay esquemas como el que los intereses pendientes no sean capitalizables en seis meses, y se podría ofrecer que cada dos meses se pague un porcentaje y lo que toca de mensualidad.

El presidente del Centro Bancario del Estado de Chihuahua desechó que se pueda lanzar un nuevo programa general de suspensión de pagos como el que se ofreció entre marzo y abril por cuatro o seis meses.

Finalmente dijo que están conscientes de que la situación financiera aún es difícil para mucha gente, pero se tendrá que ver caso por caso, para saber si se está en condición de afrontar los pagos y lo más seguro es que habrá que hacer un buen número de reestructuras.