Estado

Presenta Delicias amparo contra bloqueo de cuentas

La medida es en contra de la Unidad de Inteligencia Financiera por la congelación de 44 cuentas sin haber notificado oficialmente

Especial / Agencia Reforma / Amparo del municipio de Delicias

Pedro Sánchez Briones / Agencia Reforma

viernes, 18 septiembre 2020 | 14:31

Chihuahua— El municipio de Delicias, Chihuahua, presentó un amparo contra la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) por la congelación de 44 cuentas.

El secretario Municipal, Roberto Carreón Huitrón, informó que fue recibido el jueves 17 de septiembre.

Carreón Huitrón indicó que desde que se enteraron de manera fortuita, debido a que no se les notificó de manera oficial sobre las 44 cuentas congeladas, se procedió de manera inmediata para interponer un amparo indirecto recibido con carácter de urgente.

Explicó que, debido a los días de asueto, el amparo fue recibido el jueves 17 de septiembre y ya se encuentra en el Juzgado Segundo de Distrito en Chihuahua, a través del cual revisarán los detalles del porqué el congelamiento de las cuentas, y así darle la continuidad legal necesaria y obtener la pronta resolución para que proceda al desbloqueo de las 23 cuentas que faltan.

El 16 de septiembre, la alcaldía de Delicias informó que la UIF envió un oficio, fechado el 14 de septiembre, a la Comisión Nacional Bancaria y de Valores para notificarle sobre la liberación de diversas cuentas bancarias.

Al día siguiente, el Gobierno Municipal señaló que no fueron desbloqueadas todas y que restaban aún 23.

El Alcalde, el panista Eliseo Compeán, ha participado en las movilizaciones de productores agrícolas de la entidad que rechazan el traspase de agua de la presa La Boquilla para el pago del Tratado de Aguas de 1944 entre México y Estados Unidos.

Cuando le bloquearon las cuentas, el Edil acusó que era una represalia por haber apoyado a los agricultores en la defensa del agua y por plantarse en el exterior del 66 Batallón de Infantería para exigir justicia por el ataque contra un matrimonio de agricultores por parte de la Guardia Nacional.

La noche del 8 de septiembre, Jessica Silva y Jaime Torres, residentes del municipio de Meoqui, regresaban a su casa luego de haber participado en la protesta de la presa La Boquilla, en el Municipio de San Francisco de Conchos, donde cientos de campesinos tomaron el embalse y provocaron que se retiraran los elementos de la Guardia Nacional.

Según testigos, elementos de la corporación federal les dispararon con armas de fuego, por lo que la mujer murió en el lugar y el hombre quedó herido de gravedad, aunque su estado de salud fue reportado recientemente como delicado, pero estable.