Estados Unidos

Acusan a personal de Trump de obstruir el recuento de votos en Wisconsin

El constante flujo de quejas interpuestas por los republicanos ha ocasionado retrasos en los conteos, dijo funcionario electoral

Associated Press / Empleados electorales realizan el recuento de votos

Associated Press

domingo, 22 noviembre 2020 | 07:04

Wisconsin— Los funcionarios electorales del estado de Wisconsin acusaron este sábado a los observadores del presidente estadounidense, Donald Trump, por presuntamente obstruir el recuento de votos.

Trump solicitó el recuento de votos en los condados de Milwaukee y Dane -ambos de corte liberal- con la esperanza de encontrar evidencia para deshacer la victoria del demócrata Joe Biden, por unos 20 mil 600 votos, en la demarcación.

De acuerdo con George Christenson, secretario del condado de Milwaukee, el constante flujo de quejas interpuestas por los republicanos ha ocasionado retrasos en los conteos. Además, el funcionario aseveró que los observadores del Presidente habían roto, supuestamente, las reglas al interrumpir reiteradamente el conteo de votos con preguntas y comentarios.

"Eso es inaceptable'', indicó, al tiempo que opinó que los observadores de Trump "claramente no saben lo que están haciendo".

Tim Posnanski, uno de los comisionados electorales del condado, contó a sus compañeros que parecía haber dos representantes de Trump en algunas mesas de conteo de papeletas, lo cual, de ser cierto, iría en contra de los estatutos establecidos, ya que sólo se permite la presencia de un observador de cada campaña por mesa.

Según Posnanski, algunos observadores de la campaña del republicano se habían pasar po independientes.

Por otro lado, el funcionario aseveró que uno de los observadores del Ejecutivo estadounidense se había opuesto a cada boleta que los tabuladores habían sacado de una bolsa por el simple hecho de que éstas no estaban doblaras.

"Quiero saber qué está pasando y por qué sigue habiendo obstrucción'', externó Posnanski, quien tildó esta supuesta acción como "evidencia fehaciente de mala fe por parte de la campaña de Trump".

No obstante, Joe Voiland, un abogado que habló con miembros de la comisión a nombre de la campaña del gobernante, negó que el equipo presidencial actuara con malas intenciones.

Al menos uno de los observadores de Trump -quien pagó 3 millones de dólares por el recuento, como lo requiere la ley estatal- fue escoltado fuera del edificio este sábado después de que aparentemente empujó a un funcionario electoral. Otro observador del republicano fue destituido el viernes a causa de no usar cubrebocas.

La campaña del Presidente ha tratado de descalificar las boletas que fueron presentadas con información faltante, misma que fue completada por los secretarios electorales. Sin embargo, esta ha sido una práctica aceptada en Wisconsin desde hace mucho tiempo.

Conjuntamente, el equipo de Trump ha alegado que miles de boletas de voto ausente no habían sido adscritas con la información pertinente. Pese a esto, los señalamientos han sido casi en su totalidad desestimados por los jueces.