Estados Unidos

Complica Trump la tarea a Biden

Funcionarios de alto rango de la administración están haciendo lo que pueden para lograr que el cambio de dirección sea más difícil

Associated Press / Ivanka y Donald Trump

Agencias

sábado, 21 noviembre 2020 | 15:29

Washington— Los votantes decidieron que el presidente electo Joseph R. Biden debe guiar al país en los próximos cuatro años. Sin embargo, en los temas de guerra, medio ambiente, justicia penal, comercio, economía y más, el presidente Trump y funcionarios de alto rango de la administración están haciendo lo que pueden para lograr que el cambio de dirección sea más difícil.

Trump ha pasado las dos últimas semanas instalado en la Casa Blanca furioso porque le “robaron” la elección y rehusándose a aceptar la realidad de su derrota. Sin embargo, otra de las cosas que está haciendo debido a que sabe que pronto tendrá que partir es que no ha mostrado ninguna deferencia que los presidentes usualmente otorgan a sus sucesores en los últimos días de su mandato.

Durante los últimos cuatro años Trump no ha pasado mucho tiempo pensando acerca de la política, en lugar de eso ha mostrado una afición por tomar represalias contra sus adversarios. Y con su impulso, funcionarios de alto rango están corriendo contra reloj para retirar las tropas de Afganistán, asegurar la perforación de pozos petroleros en Alaska, castigar a China, llevar a cabo ejecuciones y frustrando cualquier plan que pudiera tener Biden para reestablecer el acuerdo nuclear con Irán.

En algunos casos, como las ejecuciones de los pozos petroleros, el gobierno de Trump planea actuar justo días ---  o hasta horas --- antes de que Biden tome posesión el 20 de enero.

Un amplio rango de departamentos y agencias y designados políticos de Trump han ido extraordinariamente lejos para tratar de impedir que Biden elimine el legado del presidente.

Están llenado las vacantes de paneles científicos, presionando para concluir reglas que debiliten los estándares ambientales, nominando jueces y apresurando sus confirmaciones en el Senado y tratando de eliminar las regulaciones de atención médica que han estado en vigor durante años.