Juárez

Llevar virus a casa, su mayor temor

Cualquier error te puede contaminar y ahí es donde entra el miedo, explica empleada de Atención al Derechohabiente en el Issste

Alejandro Vargas / El Diario

martes, 30 junio 2020 | 06:00

Ciudad Juárez— Híjole, esto no está bien, nada bien”, pensaba Alma Herrera Landavazo, de 34 años, cuando veía que compañeros del nosocomio local del Issste que atiende pacientes Covid estaban enfermando.

En seis años que lleva en Atención al Derechohabiente del inmueble, dice no haber tenido miedo como el que siente por el virus, que suma en Juárez 2 mil 632 contagios con 506 decesos y 642 recuperaciones.

Su temor es en parte por su madre Leticia Landavazo, de 61 años, ya que es prediabética y se encuentra en el grupo de personas que, de enfermarse, podrían presentar complicaciones severas. 

Aunque señala que cuentan con los insumos necesarios para hacer frente a la contingencia, teme contagiarse y llevar este padecimiento a su hogar, donde se encuentran sus seres queridos.

“Si llega una a equivocarse al quitarse un aditamento puede llegarse a contaminar en ese momento, ahí es donde también entra el miedo porque si no sabes quitártelo correctamente puedes llegar a contagiarte, o si estás apurado y te lo quitas rápido también puedes llegar a contagiarte”, menciona.

Herrera Landavazo se entrega cada día servir a la ciudadanía, aun frente a una contingencia sanitaria sin precedentes, por lo que insta a que sea valorado el sacrificio que a diario hacen sus colegas y ella. 

En la entidad suman 703 contagios entre personal de salud, en su mayoría en médicos y enfermeras; sin embargo, personal de otras áreas también ha enfermado.

“Mucha de la gente no entiende, no se da cuenta de la magnitud de esta pandemia. Yo porque lo vivo aquí, lo veo aquí, sé que es cierto y sé que es muy peligrosa. La gente no lo ve así, por eso es que no se cuidan o hacen lo que tienen que hacer, pero una está aquí en el hospital y ve todo, y claro que te asustas y cómo los doctores dicen ‘no es posible ver una enfermedad así’”, explica.

De las 506 personas que han muerto en la frontera, 31 han sido reportadas en el nosocomio del Issste, según el reporte del Estado; esto, dice Herrera Landavazo, pese a que se hace el máximo por salvar su vida.

“Con una paciente, su mami falleció y su papi estaba internado, y hablé con ella para decirle que necesitaba que viniera a firmarme documentos, para el certificado de defunción, y me comentó ‘es que no puedo ahorita, voy al hospital porque también me siento mal, necesito que me revisen y no sé si me vayan a internar’. Ella no era del Issste, era de otro hospital… sí se les ve la tristeza”, narra.

Pero, celebra Herrera Landavazo, también se han contabilizado múltiples recuperaciones en el hospital, que son las que los impulsan a seguir con su trabajo. 

“Parte de Atención al Derechohabiente es ir a despedir a los pacientes que se dan de alta, entonces es ir a aplaudirles cuando salen de ahí, decirles que qué bueno que ya salieron, que se encuentran bien y cuando se los llevan a su casita, eso está bien padre, ya cuando se van a su casa, y es un descanso, un logro verlos recuperados, está muy bonito eso”, indica.

A la vez, urgió a la gente a que sea empática, a que valore, además del esfuerzo, su propia salud, para superar la pandemia que a nivel estatal suma 4 mil 443 casos confirmados en prueba PCR, con 638 decesos y mil 039 recuperaciones.

[email protected]