Juárez

Viven doble duelo familiares de víctimas de Covid

Imposibilidad de verlos en el hospital y de despedirlos con un velorio puede ocasionar depresión y ansiedad

Mayra González / El Diario

domingo, 28 junio 2020 | 06:00

Ciudad Juárez— Las personas que han perdido a un familiar debido al Covid-19 viven un doble duelo, ya que por la causa del fallecimiento no pudieron despedirse se de su ser querido en el hospital ni volver a ver sus restos, dijo el tanatólogo y psicoterapeuta Jesús N. González.

El también director de la organización civil ‘Áma-te y deja huella’ destacó la importancia de que los deudos busquen ayuda profesional para lidiar con los trastornos que puede conllevar esa pérdida. 

“Existe una diferencia ante cualquier duelo normal justo por eso, porque de cualquier duelo normal tenemos rituales que nos permiten despedirnos todavía del cuerpo presente, los velorios nos favorecen a que el duelo sea más armonioso”, mencionó.

Sin embargo, los pacientes Covid una vez que ingresan al hospital ya no pueden ser visitados por sus familiares, y en el caso de que fallezcan tampoco pueden ver sus restos, ya que el cuerpo debe llevar una triple mortaja por indicaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS); además en el caso de que sean cremados debe ser junto con esta protección plástica para evitar la propagación del virus.

“En los casos Covid el familiar padece un doble duelo, uno es la pérdida de la persona como tal, pero también la pérdida de la posibilidad de despedirse del cuerpo, entonces hay mayor dolor en el familiar, en el amigo, en la pareja”, comentó.

Ante esto, dijo que es de mucha ayuda que las personas que tienen seres queridos diagnosticados con esta enfermedad, que están hospitalizados y exista el riesgo de que puedan perder la vida, trabajen en despedidas espirituales, es decir, a través de cartas.

“Eso favorece un poco irse haciendo a la idea de que puede pasar y se va trabajando con antelación esta pérdida”, explicó.

La organización que representa ha trabajado con alrededor de 60 familiares de enfermos de Covi-19 en esta ciudad, a los que prepara en caso de que su ser querido pierda la vida.

Cuando lo anterior no fue posible y la persona no logró despedirse de su ser querido, se trabaja en una ceremonia de índole espiritual con las cenizas.

“Eso también es importante, se puede trabajar el duelo de manera simbólica, a veces lo que los familiares sienten es mucha culpa porque no hubo la posibilidad de estar con él en los últimos minutos, entonces se trabaja frente a las cenizas”, refirió.

Dijo que iniciar este duelo y pedir ayuda profesional es necesario debido a que, de lo contrario, la persona puede desarrollar trastornos como ansiedad o depresión.

La ayuda la puede brindar un psicólogo clínico o un tanatólogo, por lo que puso a disposición la organización ‘Áma-te y deja huella’, la cual se localiza con ese nombre en su página de Facebook.

Aunque de momento las terapias son virtuales debido a la contingencia sanitaria, a partir del 6 de agosto serán de manera presencial, indicó. (Mayra Selene González)

[email protected]