Opinión
OPINIÓN

No les ablandó el corazón muerte de policías

Desde el sábado pasado Corral dejó sus actividades como gobernante e inició sus enésimas vacaciones en algún lugar no revelado

LA COLUMNA
de El Diario

sábado, 03 abril 2021 | 06:00

-No les ablandó el corazón muerte de policías

-No era simulada la persecución vs Maru

-Mandan vacunas pero no llegan a Juárez

-Maru quedó en el 80 por ciento

El asesinato brutal de cuatro policías estatales y las lesiones a 12 más de ellos no ablandó un milímetro el corazón duro de Javier Corral ni lo conminó a solidarizarse con esa corporación bajo su mando ya no únicamente como ser humano, sino como autoridad responsable legal de la misma ante los chihuahuenses.

La emboscada contra los elementos ocurrió desde el miércoles por la mañana en una zona boscosa del camino entre Temósachic y Madera, donde han ocurrido centenas de actos de violencia que mantienen aterrorizada a la población y sin intervención efectiva de ningún cuerpo de seguridad, ni municipales, ni estatal ni federal.

Desde el sábado pasado Corral dejó sus actividades como gobernante e inició sus enésimas vacaciones en algún lugar no revelado. Han sido clandestinas todas por igual. Al menos la vergüenza le ha impedido informar oficialmente que toma vacaciones y dónde las disfruta. Simplemente se desaparece y punto.

No hubo tuit de condolencias, ni Face... menos la suspensión del descanso para encabezar la persecución contra los delincuentes que privaron de la vida a los policías y dejaron en luto a sus familias.

Esa conducta es de por sí delicada. Y no es la primera vez que ocurre. Son contados los casos donde Corral ha estado con sus policías en los momentos de duelo, ni en funerales de estatales, ni de custodios del Cereso ni de elementos de la Agencia Estatal de Investigaciones.

Esta ocasión hay un ingrediente más delicado todavía. Resulta que también anda de vacaciones el jefe de la Policía Estatal, el secretario de Seguridad Pública, Emilio García Ruiz.

En efecto, también dicho jefe policiaco tomó descanso desde el sábado. Se ha aparecido solo en algún par de comunicados y entrevistas por teléfono para abordar el tema pero no se encuentra en Chihuahua.

Es terrible la ofensa hacia sus familias y hacia la sociedad en general. Los cuerpos de los agentes fueron entregados en la más absoluta soledad durante el viernes para ser llevados a sus lugares de origen, Cuauhtémoc, Parral, Guachochi y Chihuahua.

Habrá un “homenaje póstumo” sin el menor rubor pero hasta el martes, cuando regresen de su “descanso” el gobernador y Emilio.

***

La campaña electoral este domingo arrancaría con la exhibición estridente de un tema apetecible en extremo, un conflicto simulado entre Javier Corral Jurado y su compañera de partido, María Eugenia Campos, candidata del PAN a la gubernatura.

Los principales opositores a la nominada blanquiazul tenían listo ese descubrimiento del hilo negro para soltarlo como pólvora en arribo de cualquier año nuevo.

Ahí descansó durante meses la hipótesis de que el gobernador le hacía al “lonje moco” manipulando a su Ministerio Público y al mismo Poder Judicial contra Maru solo para generar un ambiente de victimización hacia la candidata.

Esa agua revuelta terminó por quedar completamente clara unos minutos antes que pasara a la historia el Jueves Santo con la vinculación a proceso de Maru por el presumible delito de cohecho.

De nuevo alzó la alcaldesa con licencia de Chihuahua el índice de su mano derecha para señalar sin lugar a dudas a Corral con todo y su nombre, apellidos y cargo, como responsable de lo que siguió llamando persecución.

Una de las principales hipótesis de sus adversarios hablaba de que la Fiscalía la convertiría en víctima y famosa durante semanas y meses previos, pero a la hora de la resolución el juez correspondiente la liberaría de todo pecado y culpa.

Ocurrió el escenario que no guardaba en el fondo ningún secreto, la vinculación prácticamente con todas las agravantes señaladas justo por Corral, la Fiscalía y los voceros del Gobierno del Estado. A los defensores de ella no les dejó el juez más beneficio de la duda que comprobar la inocencia a lo largo del juicio que terminará, eso sí, por allá en septiembre si bien nos va.

Ni tardos ni perezosos los opositores ajustaron la táctica para subir en hombros al juez y dejar a un lado la todavía presunción de inocencia de Maru para llamarla, ahora sí, no negociada con Corral, sino corrupta.

La candidata de inmediato también mostró la misma presteza que ha exhibido hasta ahora y patentó su convicción de arrancar su campaña sin modificar un milímetro su agenda ni su objetivo, ganar por mucho la gubernatura.

Lo hizo ya no en el Jueves Santo, lo hizo en los primeros minutos del viernes que los católicos de todo el mundo se aprestaban para conmemorar horas después la pasión y muerte de su máximo líder, Jesucristo.

Así arrancó la real campaña electoral hacia la elección del primer domingo de junio, ruda y descarnada.

***

Estadísticamente el 80 por ciento de los casos que se judicializan por la Fiscalía General del Estado terminan en la vinculación a proceso. Eso es independiente de las medidas cautelares que se dicten al acusado.

Tras días de audiencia y eternos recesos, la candidata de la alianza PAN-PRD a la gubernatura, Maru Campos, quedó en ese grueso de los casos que teóricamente no implican culpabilidad alguna ni sanción previa, al no contar con cautelares drásticas.

Tal fue la determinación del juez de Control Samuel Mendoza, quien por cierto es de los designados en el polémico proceso que le achacan a “Lucha” Castro.

Esa estadística es la que lleva la FGE y el Poder Judicial. Abarca cualquiera de los dos supuestos en que el MP lleva sus causas: por comparecencia voluntaria del acusado y por presentación tras el arresto en flagrancia o con orden de aprehensión.

Por eso es que la defensa de Maru, encabezada por el exprocurador Francisco Molina no se amilanó al ser dictada la vinculación. El plazo de la investigación brincará el proceso electoral y si los cálculos políticos le salen al equipo, al ser gobernadora electa la causa se irá diluyendo por razones lógicas.

Los defensores festejaron tener tiempo de elaborar una defensa jurídica y, sobre todo, evitar la prisión preventiva con la que tantas veces fue amenazada la alcaldesa con licencia. Ahora la trama quedará suspendida varios meses en la justicia estatal y más tiempo en la justicia federal.

***

Desde el pasado miércoles se encuentra retrasado el cargamento de vacunas que llegaría a Chihuahua para su aplicación en Juárez. Se han visto aterrizar decenas de vuelos en la Base Aérea Militar número 13, ubicada en la capital, pero ninguno en la frontera.

El plan original que se había diseñado dentro de la estrategia nacional de vacunación, operado por Salud, el Ejército y la Secretaría de Bienestar, incluía a Juárez inmediatamente después de Chihuahua, donde la vacunación a adultos mayores prácticamente ya concluyó.

Y eso apenas la primera dosis, con el fin de programar la segunda entre 22 y 35 días después de la aplicación inicial.

Lo extraño es que han llegado a la capital cargamentos que tienen como destino final, mediante otros vuelos militares, ciudades de Sonora y hasta de Nayarit; aterrizan unos y despegan otros, pero ninguno con destino a Ciudad Juárez, que es el único municipio faltante de la entidad.

Hace unos días el alcalde Carlos Ponce Torres reveló que la vacunación comenzaría la próxima semana, pero ni él tiene la fecha exacta.

El dato es el mismo que ha compartido en corto, sin oficializarlo, la superdelegada federal Bertha Alcalde Luján, quien tampoco sabe a ciencia cierta cuándo llegará el biológico destinado para la frontera.

Eso complica el diseño del operativo de vacunación, que debe contar con varios puntos fijos distribuidos por la ciudad y que todavía no se tienen asegurados.

La exclusión de Juárez se explica en las esferas oficiales porque se considera la ciudad más grande y por ende con mayor población de adultos mayores. Aunque debería ser al contrario, precisamente por ello debió ser de los primeros municipios en ser cubiertos.

Si entre hoy y mañana no llega el cargamento de vacunas que corresponde a la frontera, el proceso podría retrasarse todavía una semana más, según los cálculos de quienes se encuentran al frente de las misiones de distribución y aplicación.